Evangélicos de Costa Rica piden que “no se acalle nuestra voz” tras denuncia por jornada de oración

La Federación Alianza Evangélica Costarricense (FAEC) aclaró el jueves mediante un comunicado y una conferencia de prensa que la medida cautelar impuesta por el Tribunal Supremo de Elecciones (TSE) es “una mordaza a nuestra libertad de expresión, libertad de culto, principio de igualdad, derecho de asociación y otros”.

Según un comunicado en su sitio web, el TSE se encuentra estudiando el amparo electoral que interpuso un ciudadano costarricense contra la FAEC y la Conferencia Episcopal Nacional de Costa Rica.

Lo que el TSE ordena a estas organizaciones cristianas “es abstenerse de difundir manifiestos públicos que, directa o implícitamente, representen un llamado (apoyado en razones o símbolos religiosos) a votar por ciertos partidos o abstenerse de hacerlo por otros (aunque no se identifiquen, pero resulten identificables) según coincidan o no con las posiciones asumidas por las organizaciones recurridas”.

“Asimismo, el Tribunal también ordena a estas dos organizaciones instruir a sus sacerdotes y pastores sobre la prohibición de utilizar el púlpito, sitios de oración o ceremonias litúrgicas para inducir el voto de sus feligreses”, concluye el texto del TSE.

Esta polémica surge a raíz de una jornada de oración que organizó la FAEC y la Conferencia Episcopal Nacional de Costa Rica la semana pasada, a la cual fueron invitados a participar los candidatos presidenciales.

En este evento, ambas organizaciones cristianas hicieron entrega a cuatro candidatos presentes un manifiesto que deja en claro su posición sobre el valor de la vida humana, la familia, la paz, la justicia y las elecciones.

En respuesta a la medida cautelar, la FAEC dice “en ejercicio de nuestros derechos como entidad costarricense, acataremos la resolución del TSE, y solicitaremos adición y aclaración de la misma, rechazando los cargos imputados sobre los que nos da traslado el TSE, y ejerciendo la defensa de nuestros derechos constitucionales”.

“Se procederá a consultar al TSE si la medida cautelar, implica la prohibición de orar por las elecciones nacionales, por los candidatos de todos los Partidos Politicos, el realizar en apego al requerimiento de votar informados, foros cívicos con las participaciones de todos ellos, el realizar marchas y protestas contra actos legislativos que atenten contra valores como familia, derecho a la vida, etc”, indica el comunicado de la FAEC.

Además, la FAEC deja en claro que su “participación en marchas, jornadas de oración, y comunicados varios, son posiciones en defensa de valores y no de fines electorales, que lo que se pretende es educar y no hacer proselitismo”.

“Hemos participado en jornadas de oración para todos los gobernantes y candidatos en apego a las dispocisiones y creencias que seguimos, y que no imponemos a nadie, sino que son seguidas por conviccion personal. Nos preguntamos, ¿desde cuándo orar por nuestros gobernantes es hacer proselitismo? ¿Desde cuándo poner a nuestra Costa Rica en las manos de Dios es hacer proselitismo?”, pregunta la FAEC.

“FAEC cree qué hay valores esenciales de la sociedad costarricense que se encuentran amenazados, amenazas a las que nos hemos opuesto y nos seguiremos oponiendo, en búsqueda y cumplimiento de nuestros objetivos como Federacion, y los intereses de nuestros asociados”, añade.

“La FAEC reitera su respeto a la normativa, y solicita a las instituciones del Estado, que tambien respeten nuestros derechos y garantías como costarricenses, que se nos trate como iguales, que no se acalle nuestra voz, que es la voz de muchos ciudadanos que creen en lo mismo que nuestra Federacion, que aglutina los valores, tradiciones y principios de la población costarricense que profesan su fe, no como estandarte politico, sino como creencia, como modo de vida”, continúa diciendo.

“Respetamos a quienes opinan diferente, y solicitamos que igual se nos permita expresar lo que creemos, pues el respeto y la libertad de expresión son pilares de nuestra democracia, buscando lo que nos une como ciudadanos y no lo que nos separa”, concluye la FAEC.

Costa Rica celebrará las elecciones presidenciales el próximo 4 de febrero.

Uno de los candidatos preferidos entre los costarricenses, según las encuestas, es Fabricio Alvarado, quien se identifica como cristiano evangélico.

A raíz de su auge en las encuestas, grupos opositores han interpuesto decenas de denuncias en contra de Alvarado alegando que utiliza la religión como gancho para atraer votantes, algo que él rechaza.

Los expertos dicen que Alvarado ha subido como la espuma en las encuestas, debido a su posición conservadora sobre el reciente fallo de la Corte Interamericana de Derechos Humanos, que sugiere que Costa Rica apruebe el matrimonio entre personas del mismo sexo.

Alvarado dice que de ser elegido como el próximo presidente de Costa Rica, él sacaría a su nación de la Corte Interamericana de Derechos Humanos, evitando así la aprobación del matrimonio gay.

Check Also

cora021

Corea del Sur es uno de los “mayores exportadores” del Evangelio en el mundo

uede ser una sorpresa para muchos que Corea del Sur, sede de los Juegos Olímpicos …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *